Sarplaninac

Sarplaninac

Datos rápidos

  • Peso: 66 - 99 libras
  • Altura: 22 - 24 pulgadas

 

Origen e historia

El Pastor de Sarplaninac o Pastor Charplanina Yugoslavo es una raza molosa muy antigua. Seguramente su llegada a la zona montañosa de Sar, en la frontera de Macedonia y Serbia, está relacionada con los molosos romanos que ya utilizaban los ejércitos alejandrinos y que tienen su base en el dogo tibetano, o quizás llegaron con las migraciones ilirias anteriores a éstas. Durante siglos ha sido un eficaz guardián de rebaños en esta zona montañosa. La raza y su estándar fueron reconocidos oficialmente por la FCI en 1939 con el nombre de "Pastor Ilirio", que agrupaba dos razas actuales: el Pastor de Karst y el Pastor de Sarplaninac. Durante la dictadura de Tito se utilizó como perro del ejército en Yugoslavia. En 1968 la Sociedad Central Yugoslava separó definitivamente ambas razas con los nombres actuales. Hoy en día el desarrollo de la raza está asegurado gracias a su uso en ranchos de EE.UU. y Canadá, donde sirve como guardián del ganado contra coyotes, lobos y osos.

Otras razas:  Bulldog

Temperamento y comportamiento

El Pastor de Sarplaninac o Pastor Charplanina Yugoslavo es un moloso que tradicionalmente realizaba labores de guardia, pastoreo, vigilancia y protección del ganado, los corrales y las granjas. Es, por tanto, un eficaz guardián. Hoy en día se utiliza más como perro de familia, de guardia y de defensa y en Norteamérica se utiliza en los ranchos para ahuyentar a los coyotes. Por sus características requiere cierta actividad y necesita ejercicio, paseos, ocupación y juego. Son adecuados para ambientes rurales y espacios amplios, preferentemente al aire libre, y mucho menos para ambientes urbanos con sus limitaciones. Como perro de trabajo es muy obediente, receptivo, fiel al pastor, alerta, muy territorial, lo que lo convierte en un perfecto perro guardián incorruptible, muy eficaz frente a extraños y depredadores a los que se enfrenta con valentía. En la familia son fieles, equilibrados, tranquilos, independientes, buenos compañeros, afables, cariñosos y muy protectores. Es una raza algo dominante, y ante otros perros o extraños puede llegar a ser conflictivo, por lo que se necesita una mano experta. Conviene, por tanto, adiestrarlo firmemente con afecto, paciencia y refuerzo positivo. Por último, si se aburren o permanecen mucho tiempo inactivos o solos, pueden volverse muy destructivos, compulsivos, nerviosos y ladradores.

Otras razas:  Perro de montaña suizo

Salud y cuidados

El Pastor de Sarplaninac o Pastor Yugoslavo de Charplanina es una raza fuerte y sana que no presenta problemas de salud destacados, ni congénitos, aunque no está exento de las afecciones típicas de las razas gigantes como la displasia de cadera, la displasia de codo y la torsión de estómago, entre otras. También es recomendable revisar sus orejas con regularidad para evitar infecciones y hongos, así como sus ojos. En el caso de un perro de trabajo, o que realiza muchas actividades en el campo, es aconsejable realizar una inspección periódica del pelaje para descubrir posibles espigas, pulgas u otros parásitos en la piel o el pelo. Hay que revisar especialmente las patas y la parte interna de las orejas. Atención a las garrapatas, ya que pueden transmitir babesiosis, ehrlichiosis o hepatozoonosis, entre otras.

Otras razas:  Schnauzer miniatura

En cuanto a sus cuidados, no necesita muchas atenciones salvo las veterinarias comunes a todos los perros. Para su equilibrio físico y emocional necesita espacio, salidas diarias, ejercicio y ocupación constante. En cuanto al mantenimiento de su denso pelaje, es necesario cepillarlo regularmente para eliminar el pelo muerto, evitar los enredos y mantener su buen aspecto. También es aconsejable controlar las pulgas.

Subir